Castigo a los homicidas de Miguel Ángel y Rocío Mesino

Dan conferencia en Acapulco los padres de ambos activistas al cumplirse nueve años de la ejecución del hermano de la dirigente de la OCSS asesinada el año pasado
Francisco Magaña /Aurora Harrison Atoyac /Acapulco

El Sur 19 de septiembre de 2014

10600601_731029976973323_4061494148222349838_n

Los padres de la dirigente de la Organización Campesina de la Sierra del Sur (OCSS), Rocío Mesino Mesino, pidieron al gobierno del estado el esclarecimiento del asesinato de su hija y el de Miguel Ángel Mesino Mesino, con base en una investigación seria, así como castigo a los responsables materiales e intelectuales que de manera “artera” perpetraron estos homicidios. Ayer al conmemorarse nueve años del asesinato de Miguel Ángel Mesino, su hermana Norma Mesino recordó que hombres armados lo asesinaron cuando se encontraba en el paradero de las camionetas que suben a la sierra de Pie de la Cuesta. En conferencia de prensa en Acapulco, con el dirigente del Movimiento Social de Izquierda, Ranferi Hernández Acevedo, éste dijo que una de las demandas es el cese de hostigamiento hacia los integrantes de la OCSS, que sufren de persecución y actos de represión.“Nosotros pusimos a su debido tiempo la demanda en Atoyac de Álvarez y los responsables del asesinato, nombres y todo, pero no hemos sabido nada, no hay nada de investigación ni sabemos nada de cómo va el caso”, dijo el padre de las víctimas, Hilario Mesino Acosta. Solicitó se aclare el asesinato de Miguel Ángel Mesino, ocurrido el 18 de septiembre del 2005, además del asesinato de Rocío Mesino, sucedido en octubre del año pasado, porque “el incansable batallar por lograr una sociedad con justicia, democracia y libertad provocó hacerse de amigos, pero también de verdaderos enemigos”.Aseguró que la Procuraduría General de Justicia del Estado (PGJE) no ha investigado nada y “creemos que es un crimen de Estado, porque es imposible que los acusan de los mismos delitos y no se investiga a quienes verdaderamente cometieron el delito, queremos que se haga justicia, que se castigue a los responsables de estos hechos violentos”. Hilario Mesino dijo que el gobierno “está muy calmado y por eso consideramos que es un crimen de Estado, del gobierno, del poder, porque no es posible que no haya respuesta y es lo que pedimos, que se haga justica, queremos que encarcelen a los culpables”.“Los asesinatos nos dejan claro que hay intereses oscuros, no como se señala a la OCSS, y que en este caso, uno a nueve años, el otro a 11 meses, aún no hay nada, nosotros estamos aquí exigiendo que se investigue y se castigue a los culpables, damos un reconocimiento sin igual a nuestros compañeros y el respaldo a la familia Mesino” dijo por su parte Ranferi Hernández. Agregó que el pronunciamiento no sólo lo hace la OCSS y el Movimiento Social de Izquierda, para que sean liberados y se haga justicia por todos los presos políticos, así como el esclarecimiento de estos asesinatos, porque “mientras el gobierno no diga quiénes son los responsables se pueden pensar muchas cosas y la exigencia es castigo”.Detalló que la petición de las medidas cautelares para Joel Hernández y su familia fue porque se comprobó su inocencia, sin embargo actualmente hay un hostigamiento en su contra, y por esa razón están pidiendo garantías de seguridad, pero no han tenido contacto con el gobierno del estado ni con el procurador. Anticipó que buscarán una audiencia con el gobernador Angel Aguirre.“Nosotros vamos a continuar con la denuncia, porque nuestra lucha ha sido por esa vía, la denuncia a través de organismos nacionales, internacionales y locales, hasta lograr, porque no podemos perder de vista el caso de la compañera Tita Radilla, que de manera constante, pacífica, apegada a derecho, se llevo muchos años pero están los resultados”, dijo Ranferi Hernández. Hernández Acevedo agregó que no han tenido reunión con las autoridades, “vamos a hablar sobre esa posibilidad pero de entrada y lo que estamos pidiendo es que se investigue, castigo a los responsables de los asesinatos”. Además de una investigación por los actos de tortura contra Joel Hernández López, Bernardo Hernández López y un adolescente. Mientras que vía telefónica, Norma Mesino señaló que “no hay avances pero sí una campaña de represión hacia la familia y la organización por parte del gobierno, como pasó con el caso de mi chofer, que querían culparlo de que yo le di un arma”. Acusó que se ve claramente la intervención del gobierno en los asesinatos de sus hermanos, “que se apoyó en el caso de Miguel Ángel Mesino en grupos paramilitares que hicieron una alianza con el gobierno, que esa misma alianza llevó a que encarcelaran a Rocío Mesino el 14 de marzo del año pasado, cuando uno de los asesinos materiales del crimen de su hermano la acusó de ser su jefe, Ricardo Jiménez, quien en verdad es Ricardo Ortiz Serafín y fue detenido por otro delito”. Sostuvo que el homicida de su hermano no está siendo juzgado por homicidio, sino por portación de arma y droga, cuando se le encontró con un carro robado. Insistió en que su demanda sigue vigente y exigen una investigación profunda de varias líneas, “pero no de chivos expiatorios como fue en el caso de mi chofer, que fue detenido junto con otros dos, entre ellos un menor de edad, a los que torturaron y estamos pidiendo que se atienda nuestra queja, que pusimos ya ante instancias no gubernamentales de derechos humanos en contra de la Policía Ministerial, porque no se debe seguir tolerando la tortura”. Agregó que el caso reciente de agresión que hay hacia su organización y la familia lo están coordinando con la Comisión Mexicana de Derechos Humanos, Amnistía Internacional y las Naciones Unidas. Dijo que el gobierno del estado de desdice de la detención y tortura contra Joel Hernández, su chofer, a quien nunca presentaron ante un juez, “el gobierno del estado dice que no fueron responsables, que fue la PGR, ni siquiera lo reconocen aun cuando participó la Policía Ministerial, no hubo ni una disculpa y la familia es desplazada del municipio, se rompió el tejido social”.Insistió en que se haga justicia y se castigue por homicidio al detenido por el caso de su hermano Miguel Ángel Mesino, y que no tolerarán que se busque detener el movimiento social, por lo que se están apoyando con otras organizaciones y organismos de derechos humanos para enfrentar la represión, “que es una estrategia del gobierno, no es un trabajo aislado”.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s